Lo bueno de lo malo: El inesperado beneficio ambiental del brote de coronavirus en China

coronavirus-china
Foto: Reuters

El coronavirus en China ha dejado 2 mil 780 muertos y casi 85 mil personas contagiadas en cuatro meses. El brote de este virus también ha afectado al país a nivel industrial y económico, pero inesperadamente ha generado mejoras en otros aspectos, como la huella de carbono y la calidad del aire.

Según una investigación de la organización Carbon Brief, el brote de coronavirus en China parece estar ayudando a mejorar las condiciones ambientales del país. El análisis apunta que las medidas de contención que el gobierno ha impuesto a la población, el cierre de fábricas y la restricción en los viajes han ayudado a que las emisiones de dióxido de carbono (CO2) se reduzcan un 25%.

Lee también: Buscan prohibir consumo de perros y gatos en ciudad de China por coronavirus

El brote del virus en el país hizo que algunas industrias, como la manufacturera y la eléctrica, disminuyeran su consumo de combustibles fósiles. La reducción en el número de vuelos de entrada y salida también ha contribuido a que China esté registrando niveles de CO2 más bajos de lo normal.

Durante las primeras tres semanas de febrero de 2019, China emitió casi 400 millones de toneladas de CO2 (MtCO2). En el mismo periodo de este año, en medio de las medidas de contención, se emitieron casi 100 millones de toneladas menos, lo que equivale a dos terceras partes del CO2 que emite la ciudad de Nueva York en un año.

Te puede interesar: ¿Qué hacer para prevenir y protegerse del contagio del coronavirus?

Otro dato destacado del reporte es que el uso de carbón en centrales eléctricas se ha reducido notablemente.

Por lo regular, el consumo de carbón baja días después del año nuevo chino (que se celebra a finales de enero) y después repunta al terminar el período vacacional. Pero tras las vacaciones de este año, el consumo de carbón se ha mantenido bajo y no ha aumentado.

En 2019, 15 días después del Año Nuevo chino (cuando termina el periodo vacacional) se consumieron 57 mil toneladas de carbón. En 2020, esa cifra fue de apenas a 37 mil toneladas.

Puedes leer: Estadounidenses temen consumir cerveza Corona por coronavirus

Según la organización, la baja en la producción industrial y la restricción de vuelos hacia China son algunos de los factores que contribuyeron a reducir el consumo de carbón.

Para Carbon Brief, la pregunta clave a partir de ahora es si estos impactos se mantendrán después de que el gobierno chino levante las restricciones por el coronavirus.

Comparte esta nota

[addthis tool="addthis_inline_share_toolbox"]