México y Argentina retiran a sus embajadores en Nicaragua en medio de la represión de Ortega

México y Argentina retiran a sus embajadores en Nicaragua en medio de la represión de Ortega
Daniel Ortega, presidente de Nicaragua. Foto: EFE.

Los gobiernos de México y Argentina anunciaron este lunes que llamaron a consulta a sus embajadores en Nicaragua, Gustavo Alonso Cabrera Rodríguez y Mateo Daniel Capitanich, respectivamente, tras la detención de más de una docena de opositores por instrucciones del presidente Daniel Ortega.

En un comunicado conjunto difundido por la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), explicaron que instruyeron a sus representantes a trasladarse a sus países ante “las preocupantes acciones políticas-legales realizadas por el gobierno nicaragüense” en contra de diversas figuras de la oposición, precandidatos presidenciales, activistas y empresarios.

Te podría interesar: Amnistía Internacional lamenta que México no apoye resolución de la OEA contra Nicaragua

Manifestaron que las decisiones del gobierno de Daniel Ortega han puesto en riesgo la integridad y la libertad de diversas figuras de la oposición.

México y Argentina añadieron que continuarán atentos a la evolución de los acontecimientos ocurridos en Nicaragua y “seguirán promoviendo el pleno respeto y promoción de los derechos humanos, las libertades civiles, políticas y de expresión de toda persona, con independencia de su nacionalidad y/o profesión”.

Reiteraron su disposición para que se resuelvan los conflictos en el país por la vía del diálogo y con “respeto a la división de poderes, minorías y a los derechos humanos” de sus habitantes.

También lee: HRW llama “disparates” a comunicado de México y Argentina sobre la crisis de derechos en Nicaragua

La semana pasada, 26 países de la Organización de Estados Americanos (OEA) aprobaron una resolución en la que exigieron al presidente nicaragüense, Daniel Ortega, la liberación “inmediata” de los presos políticos, entre los que se encuentran cuatro aspirantes presidenciales.

La iniciativa, impulsada por Brasil, Chile, Costa Rica, Ecuador, Estados Unidos, Paraguay y Perú, superó sin problema la barrera de 18 votos que necesitaba para ser aprobada al recibir el respaldo de 26 de los 34 países que son miembros activos de la OEA (Cuba pertenece al organismo, pero no participa en él desde 1962). En contra votaron la propia Nicaragua, el gobierno de Bolivia, San Vicente y las Granadinas. Sin embargo, se abstuvieron de votar cinco países: Honduras, Belice, Dominica, México y Argentina.

Tras esa decisiones de los gobiernos de México y Argentina, la organización Amnistía Internacional (AI) lamentó este jueves que ambos países no acompañaran la resolución de la OEA, la cual condena las detenciones contra líderes opositores en Nicaragua.

Amnistía Internacional lamenta el reciente comunicado conjunto de los gobiernos de Argentina y México donde señalan que, pese a rechazar las detenciones realizadas por las autoridades nicaragüenses en los últimos días, no acompañaron la resolución del Consejo Permanente de la OEA condenando las detenciones y solicitando la inmediata liberación de las personas detenidas por ejercer sus derechos”, indicó el organismo en un comunicado.

Con información de Reuters.

Comparte esta nota