Romeo Beckham se convierte en el nuevo rostro de la campaña de Yves Saint Laurent