Canó, segunda base de los Mets, fue suspendido toda la temporada 2021 por usar drogas que mejoran el rendimiento.