Gignac celebra un gol con Tigres en el Mundial de Clubes. Foto: Reuters