Cristiano Ronaldo celebra su doblete en el triunfo de Juventus sobre el Cagliari.