LatinUs

Pelé se hizo ‘Rey’ en México: “Es un país que nunca olvidaré por su cariño”

Pelé
Pelé, en festejo icónico. (Foto: Especial).
El ‘10’ conquistó su tercera Copa del Mundo en el Estadio Azteca con una selección que alcanzó su cúspide de 'jogo bonito'.

Luego de varios días hospitalizado y de complicaciones en su salud, este día se dio a conocer que Pelé, considerado el mejor futbolista de la historia, perdió la vida a los 82 años de edad. La leyenda brasileña tuvo un idilio con México.

Edson Arantes do Nascimento sufrió un ‘vuelco’ en su carrera previo al Mundial de 1970, pero fue en México que se hizo ‘Rey’ y culminó una brillante carrera a título individual y con la selección brasileña. “Es un país que no puedo olvidar”, dijo hace apenas unos meses la leyenda brasileña.

Pelé no quería disputar dicha Copa del Mundo por varias razones: estaba harto de las lesiones y los ‘maltratos’ de los defensas rivales, particularmente del portugués Joao Morais en Inglaterra 1966.

Era la época en la que Brasil vivía una dictadura que lo incomodaba y su hartazgo llegó también por una mala relación con el técnico Joao Saldaña, quien a pocos meses de la máxima justa del balompié, quedó fuera de la Canarinha.

Mario Zagallo, su compañero en Suecia 58′, asumió el cargo de seleccionador y Pelé se animó a regresar a la selección; entonces vino una de las mejores versiones futbolísticas de la selección brasileña, comandada por su ’10’.

La hija de Pelé confirmó su fallecimiento.

Brasil abrió camino en Guadalajara, donde sintió el calor de la afición y la hizo suya desde el debut hasta las Semifinales, todas en el Estadio Jalisco: abrió con un 4-1 sobre Checoslovaquia con un tanto de Pelé. Después siguió un 1-0 sobre Inglaterra y un 3-2 ante Rumania con doblete de su jugador estelar.

En Cuartos, batieron 4-2 a Perú, mientras que en Semifinales vencieron 3-1 a Uruguay.

La Final, pactada en el Estadio Azteca, citó a la verdeamarelha ante Italia el 21 de julio de 1970. Y Brasil alcanzó su tope de ‘jogo bonito’. Pelé abrió la cuenta con un cabezazo que quedó para la historia. Boninsegna empató pronto, pero Gerson, Jairzinho y Carlos Alberto, a pase de Pelé, sellaron un 4-1 contundente que acabó con la tercera corona mundial brasileña.

Pelé salió a hombros como leyenda sobre el césped del coloso de Santa Úrsula y México quedó grabado en el ‘disco duro’ de su corazón.

“De todos los viajes de mi carrera todo mundo me pregunta, Pelé cuál fue el mejor, en cuál te divertiste más. A veces bromeo: ‘solo me faltó ir a la Luna, me faltó jugar en la Luna’, pero un lugar, un país que no puedo olvidar por el cariño, por la atención que ellos me dieron y por cómo me trataron es México.

“Hasta el día de hoy digo nuevamente, fue México, el pueblo mexicano, tan cariñoso con Brasil, fue tan bueno con Brasil y trataron a la selección brasileña maravillosamente”, indicó hace unos meses y mediante un video el tres veces ganador de la Copa del Mundo, en el marco de su investidura al Salón de la Fama del futbol.

¡Descanse en paz el ‘Rey’ del futbol!

Comparte esta nota