LatinUs

Realizan en Chihuahua misa de cuerpo presente de los sacerdotes jesuitas asesinados en Cerocahui

Realizan en Chihuahua misa de cuerpo presente de los sacerdotes jesuitas asesinados en Cerocahui
Foto: Facebook Jesuitas México

La comunidad jesuita realizó este sábado una misa de cuerpo presente de los dos sacerdotes asesinados el pasado 20 de junio en el poblado Cerocahui, en el municipio de Urique, Chihuahua.

El funeral de los sacerdotes Javier Campos Morales y Joaquín César Mora Salazar se efectuó en el templo del Sagrado Corazón de Jesús en Chihuahua, donde después serán trasladados sus cuerpos hacia la Sierra Tarahumara para ser enterrados.

Leer también: Fiscalía de Quintana Roo reporta la desaparición de siete personas en Xcalak

A la misa de cuerpo presente han llegado integrantes de varias comunidades de la Sierra Tarahumara para brindarles un homenaje.

Asistieron también los exgobernadores Javier Corral, Patricio Martínez y Fernando Baeza.

“Hermanos, en el camino ha estado siguiendo la santa misa de exequias de nuestros queridos padres jesuitas, mártires de la Tarahumara. Aunque con dolor, aseguramos que su sangre derramada será un parteaguas. Hoy más que nunca reconocemos el gran valor de la Compañía de Jesús”, dijo el padre Alejandro Solalinde a través de su cuenta de Twitter.

Por su parte, los obispos hicieron un llamado a las autoridades para trabajar en conjunto y lograr la paz en el país, enfatizando que la violencia no se termina deteniendo a un “cabecilla” del crimen organizado.

Te puede interesar: Organizaciones civiles piden que la Guardia Nacional no detenga a menores migrantes

Exigieron que se haga justicia no solo por los sacerdotes asesinados, sino por todos los muertos y desaparecidos que ha dejado la violencia en México; remarcando que se necesitan políticas de paz y de reconciliación.

Los sacerdotes Campos Morales y Mora Salazar fueron asesinados el 20 de junio luego de intentar defender a un hombre que era perseguido por sujetos armados y buscaba refugio dentro del templo de la comunidad de Cerocahui.

Ante estos hechos, la Fiscalía General de Chihuahua ha ofrecido una recompensa de hasta 5 millones de pesos por la captura de José “N”, alias “El Chueco“, que es señalado como el presunto asesino de los dos sacerdotes.

Comparte esta nota