“Nuestro problema es la demanda de drogas por parte de los turistas”, dice procurador de Quintana Roo al WSJ

turistas México Wall Street Journal
Foto: Elizabeth Ruiz, Cuartoscuro

El estado de Quintana Roo se ha convertido en un destino atractivo para los cárteles mexicanos que buscan abastecer la demanda de drogas de los turistas extranjeros, afirmaron empresarios y funcionarios del estado al medio Wall Street Journal de Estados Unidos.

El procurador general de Quintana Roo, Óscar Mon­tes de Oca, aseguró que el principal problema en la región “es la demanda de drogas por parte de los turistas”.

Te puede interesar: Balacera en un restaurante de Tulum deja dos muertos y un herido, informa la Fiscalía de Quintana Roo

“Nues­tro pro­blema básico es la demanda de dro­gas por parte de los turis­tas”, dijo el pro­cu­ra­dor gene­ral de Quin­tana Roo al medio estadounidense.

El medio reveló, en un nota en su portada, que los cárteles de drogas mexicanos atienden principalmente a turistas estadounidenses y europeos que buscan comprar marihuana, cocaína colombiana, éxtasis y otras drogas.

Y agregó que sólo en Tulum hay 10 bandas de narcotraficantes, en su mayoría vinculadas a los cárteles más grandes de México.

“El tipo de turismo que fomen­ta­mos crea demanda de dro­gas, y donde hay demanda habrá oferta”, declaró al medio de Estados Unidos, el empresario David Ortiz Mena. 

La popularidad turística de México aumentó durante la pandemia, después de que el país no exigiera requisitos estrictos a los visitantes, esto a pesar de los tiroteos y homicidios que se han registrado en Cancún y Playa del Carmen, según el artículo.

“Los narcotraficantes evitan atacar a los turistas porque son sus clientes“, compartió el propietario de un hotel quien confirmó que a pesar de los recientes incidentes el número de visitantes se ha recuperado.

Lee también: Aeropuerto de Cancún descarta indicios de detonaciones en sus instalaciones; fue la caída de varios anuncios, dice la Guardia Nacional

El medio estadounidense explicó que Tulum se ha convertido en un “punto caliente” para los festivales de música electrónica y que atrae a fanáticos conocidos como “Tuluminati”, que prefieren la droga tucibi o conocida como cocaína rosa en su búsqueda de trascendencia psicodélica. “En eventos de este tipo los cárteles pueden ganar millones de dólares”, señala.

Cancún también lo es para los cárteles de la droga y la corrupción, afirmó el diario y recordó el caso de Mario Villanueva, quien fue gobernador hasta 1999, responsable del desarrollo turístico a lo largo de la Riviera Maya, condenado por lavado de dinero y tráfico de drogas en México; desde 2020 se encuentra bajo arresto domiciliario en Estados Unidos.

En la región también crece la extorsión que ha alcanzado a todos los centros turísticos del estado, y si los dueños de los hoteles no cumplen con sus pagos corren el riesgo de ser asesinados.

No te pierdas: Buscan combatir el narcomenudeo en Quintana Roo con campaña para evitar que los turistas consuman drogas

“Todos, y me refiero a todos, están pagando dinero de extor­sión. Desde algu­nos de los gran­des hote­les hasta el tipo del puesto de tacos de la esquina”, aseguró James Tobin, quien lidera una alianza de empre­sa­rios loca­les.

Ante los cuestionamientos del Wall Street Journal, el gobernador de Quintana Roo, Carlos Manuel Joaquín González, prometió que la región no se convertirá en otro Acapulco.

“Estoy seguro de que no nos con­ver­ti­re­mos en otro Aca­pulco (…) tene­mos mucho más dinero, recur­sos y con­cien­cia del pro­blema. Tene­mos que hacer esto bien.”, aseguró.

Comparte esta nota

[addthis tool="addthis_inline_share_toolbox"]