Nuria Diosdado espera “aguantar” con reducción de su beca para poder competir en el Mundial de Natación

Nuria compitió en sus terceros Juegos Olímpicos en Tokio 2020. (Foto: Mexsport).
Nuria compitió en sus terceros Juegos Olímpicos en Tokio 2020. (Foto: Mexsport).
La seleccionada mexicana de nado sincronizado Nuria Diosdado dijo que será dificil "aguantar" varios meses con el 50% de su beca de Conade.

La seleccionada mexicana de nado sincronizado Nuria Diosdado, quien confirmó que iniciará su preparación para competir en julio de 2022 en el Campeonato Mundial de Natación de Fukuoka, reconoció que la reducción de la beca de la Conade plantea un escenario desfavorable para los atletas de alto rendimiento, que tendrán que “aguantar” varios meses de incertidumbre.

Diosdado es una experimentada atleta con participación en tres Juegos Olímpicos. Tras competir en Tokio 2020 en la final de dúos de natación artística, donde terminó en el lugar 12 junto a Joana Jiménez, consideró que la reducción del  50 por ciento de su beca afecta demasiado en su preparación para el siguiente reto.

Sí sufrimos esta reducción, y también este premio que el gobierno nos dio que fue igual para todos. Ahora hay que aguantar estos mesecitos para ver cómo se reestructura la beca, ver cómo quedamos en estos nuevos tabuladores y no sean tan desfavorecedores como lo son ahora”, explicó Nuria Diosdado en entrevista con Marca Claro.

MÁS APOYO

La experimentada atleta, quien anunció tras competir en Tokio que podrían ser sus últimos Juegos, dijo que lo importante en el tema de los incentivos económocos es que haya una “mejor estructura” en México para apoyar a los atletas juveniles.

“Lo que más bien me preocupa son las nuevas generaciones, no tanto nosotros; nosotros contamos con otras fuentes, de pronto patrocinadores, podemos levantar la voz y de pronto pedir”, explicó Diosdado.

Diosdado contrajo matrimonio y tomó un receso, dejando en el aire su retiro. Agregó que espera que aumente ese apoyo para ir a competencias internacionales y demostrar que pueden mejorar sus puestos.

“El atleta empieza a pensarse fuera, es complicado. Como les contaba en Tokio, no sé qué va a pasar de mí. Pedir coreógrafas que vengan a apoyar a las coreografías de México. Este año lo vimos, con lo poquito que pudimos trabajar antes de Juegos Olímpicos, nos favoreció mucho. Que sea un apoyo constante”, dijo la seleccionada nacional de nado sincronizado.

Comparte esta nota

[addthis tool="addthis_inline_share_toolbox"]