De nuevo se presentan actos racistas en el Inglaterra-Hungría y aficionados se enfrentan con la Policía

La Policía inglesa sometió a los hinchas húngaros. (Foto: Reuters).
• Jugadores ingleses se hincaron durante el himno como protesta contra el racismo, y los hinchas húngaros reprobaron la acción, por lo que se enfrentaron con la Policía.

En el marco del partido entre Inglaterra y Hungría que terminó con empate 1-1, algunos aficionados húngaros se enfrentaron con la policía en Wembley, según se aprecia en distintas imágenes.

De acuerdo con un reporte de Sky Sports, los hinchas de Hungría comenzaron a protestar luego que los jugadores de Inglaterra se arrodillaron durante el himno para manifestarse en contra del racismo, y se escucharon algunos abucheos, por lo que un fan fue arrestado por un ‘delito de orden público agravado racialmente‘.

Acto seguido se dio un enfrentamiento entre la parcialidad húngara y los elementos de seguridad. La policía inglesa informó a través de su cuenta de Twitter: “Poco después del comienzo del partido de esta noche en Wembley, los oficiales entraron a la tribuna para arrestar a un espectador por un delito de orden público agravado racialmente.

Te puede interesar…

Alemania saca boleto a Qatar 2022 y es el primer clasificado para el Mundial

“Cuando los oficiales hicieron el arresto, estalló un desorden menor que involucró a otros espectadores. El orden se restableció rápidamente y no ha habido más incidentes en esta etapa”, se lee en el tuit.

El representante de Sky Sports en Wembley, Peter Smith, reportó: “Alguien en la sección de Hungría levantó una pancarta en contra de arrodillarse, mientras los jugadores hacían esos gestos simbólicos. Por el contrario, la afición de Inglaterra aplaudió la acción de los jugadores”.

También puedes leer…

Cristiano Ronaldo es inalcanzable: Anota un triplete con Portugal y llega a 115 goles

Existe un antecedente inmediato, pues en el partido del mes pasado en Budapest se presentaron insultos racistas dirigidos a Raheem Sterling.

En su momento la FIFA ordenó a Hungría que jugara dos partidos a puerta cerrada, debido al comportamiento racista de sus seguidores.

Comparte esta nota

[addthis tool="addthis_inline_share_toolbox"]