LatinUs

Al caos se suma el desorden de las autoridades a cargo del rescate y vigilancia en la L12 del Metro

Por Claudio Ochoa Huerta

En medio del caos, del traslado de heridos, de los trabajos de rescate a automovilistas atrapados entre fierros, los elementos de la Guardia Nacional llegaron al límite del enfrentamiento con varios elementos de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana de la Ciudad de México, en las inmediaciones de la estación Olivos, de la Línea 12 del Metro, escenario de la tragedia que deja hasta ahora 20 muertos y 70 heridos.

Los policías intentaron violar el cerco de la GN cuando se armó el conato de bronca con los elementos, sin que mediara la cordura de alguno de los grupos.

Relacionado: Sheinbaum confirma 15 muertos por colapso de L12 del Metro

Minutos antes del incidente, se escuchó a un funcionario del Metro hacer una llamada: “Se trata de un incidente mayor, aquí ya no tenemos mando. Todo queda en manos de la Guardia Nacional se van a encargar de agrandar el perímetro. La cosa está grave, ya está aquí la doctora (Sheinbaum). En cuanto pueda te vuelvo a llamar”.

Así, elementos de Protección Civil, de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, los Bomberos y la Guardia Nacional, flanquearon las dos vías del Metro colapsadas esta noche.

En las calles todo es desorden a esta hora. Unas cuantas personas rompieron el cordón para intentar cruzar por debajo de los dos carriles de la avenida Tláhuac lo que desató la molestia de los elementos de seguridad.

En las cuadras a la redonda, son los ciudadanos de Tláhuac los que se han encargado del cierre de las calles y avenidas, y son quienes controlan el perímetro más abierto impidiendo el paso a todo el que les parece ajeno.

Comparte esta nota