En Egipto encuentran bajo la arena una ciudad faraónica de hace tres mil años

En Egipto encuentran bajo la arena una ciudad faraónica de hace tres mil años
Las excavaciones que llevaron al hallazgo se encuentran entre dos templos, el dedicado a Amenhotep III y el de Ramses III, en Luxor. Foto: Shutterstock

El gobierno de Egipto anunció este jueves el hallazgo de una gran ciudad de unos tres mil años de antigüedad bajo la arena en la ciudad de Luxor

“Es el mayor asentamiento administrativo e industrial de la era del Imperio Egipcio en la orilla occidental de Luxor”, indicó el Ministerio de Turismo y Antigüedades egipcio en un comunicado.

Te puede interesar: La pintura más cara del mundo no es un Da Vinci completo, expone un documental

Calificada como “la mayor ciudad jamás encontrada en Egipto” se encuentra en buen estado de conservación y se cree que fue fundada por Amenhotep III, el noveno rey de la dinastía XVIII, que gobernó Egipto entre los años 1391 y 1353 a.C.

El ministerio también señaló que se trata del segundo descubrimiento arqueológico más importante desde la tumba de Tutankamón.

“Las calles de la ciudad están flanqueadas por casas, con piedras en sus muros de hasta tres metros de alto”, aseguró Zahi Hawas, arqueólogo al frente de la misión responsable del hallazgo.

De acuerdo con el especialista, La ciudad de Atón —como también se le conoce— era un pendiente que tenían los investigadores, pues llevaban décadas buscándola. 

“Las capas arqueológicas han permanecido intactas durante miles de años, como si sus antiguos residentes las hubieran dejado ayer mismo”, dijo.

Las excavaciones que llevaron al hallazgo se encuentran entre dos templos, el dedicado a Amenhotep III y el de Ramses III, en Luxor, habían comenzado en septiembre de 2020 con el objetivo de encontrar el templo mortuorio de Tutankamón.

A dos semanas de comenzar, la misión arqueológica descubrió los primeros ladrillos de adobe y comenzó a desenterrar la gran ciudad.

Te puede interesar: Documental mexicano ‘El Gran Acuífero Maya’, galardonado en bienal de cine científico

Hasta ahora se han hallado una panadería, una gran cocina con hornos y piezas de cerámica para el almacenamiento de alimentos en la que debió trabajar un gran número de personas, así como un barrio administrativo y residencial.

El equipo arqueológico fechó el asentamiento gracias a unas inscripciones jeroglíficas encontradas en vasijas de vino, anillos, escarabajos, cerámica y ladrillos de barro con los sellos del rey Amenhotep III.

También fueron hallados los restos de una persona con los brazos extendidos a los costados y una cuerda enrollada alrededor de sus rodillas.

Vídeo recomendado

Comparte esta nota