LatinUs

Texas y Mississippi levantan uso obligatorio del cubrebocas

Texas elimina el uso obligatorio del cubrebocas
Foto: AP

AP.- Texas y Mississippi informaron este martes que levantarán el mandato de obligatoriedad sobre el uso del cubrebocas en sus territorios.

El gobernador de Texas, Greg Abbot, informó además que se eliminarían los límites en la cantidad de comensales o clientes permitidos al interior de los establecimientos de comida.

Te podría interesar: Cada centro de vacunación masiva contra la Covid en EU podrá aplicar 6 mil dosis diarias

Añadió que las nuevas indicaciones entrarían en vigencia el 10 de marzo, aunque los líderes en Houston y otras grandes ciudades de Texas ya estaban reaccionando con alarma.

“Eliminar los mandatos estatales no termina con la responsabilidad personal”, declaró Abbott, hablando desde el comedor abarrotado donde muchos de los que lo rodeaban no llevaban cubrebocas. “Es solo que ahora los mandatos estatales ya no son necesarios”, acotó.

Por su parte, Tate Reeves, gobernador de Mississippi, informó mediante su cuenta de Twitter que, a partir de mañana, se levantaría la restricción en el uso obligatorio de cubrebocas. Además, señaló que los negocios podrán operar al 100% de su capacidad.

“Las hospitalizaciones y los casos han disminuido, y la vacuna está distribuyéndose con rapidez. Es tiempo”, escribió.

La decisión se produce cuando los gobernadores de los Estados Unidos han aliviado las restricciones al coronavirus, a pesar de las advertencias de los expertos en salud de que la pandemia está lejos de terminar. Como el resto del país, Texas ha visto caer el número de casos y muertes. Las hospitalizaciones se encuentran en los niveles más bajos desde octubre, y el promedio móvil de siete días de pruebas positivas se ha reducido a unos 7 mil 600 casos, frente a los más de 10 mil a mediados de febrero.

“El hecho de que las cosas vayan en la dirección correcta no significa que hayamos logrado erradicar el riesgo”, dijo la doctora Lauren Ancel Meyers, profesora de biología integrativa y directora del Consorcio de Modelado Covid-19 de la Universidad de Texas.

También lee: Senado comenzará a trabajar en el paquete económico de ayuda por la Covid mañana, asegura Schumer

Abbott impuso el mandato de cubrebocas en todo el estado en julio durante una oleada mortal de verano. Pero la aplicación de la ley fue irregular en el mejor de los casos, y algunos alguaciles se negaron a vigilar las restricciones en absoluto. A medida que la pandemia se prolongó, Abbott descartó un regreso a las estrictas reglas contra la Covid-19, argumentando que los bloqueos no funcionan.

Políticamente, las restricciones elevaron las tensiones entre Abbott y su propio partido. El jefe del Partido Republicano de Texas en un momento lideró una protesta frente a la mansión del gobernador. Mientras tanto, los alcaldes de las ciudades más grandes de Texas argumentaron que Abbott no estaba haciendo lo suficiente para frenar los contagios.

La mayor parte del país ha vivido bajo órdenes de portar mascarillas durante la pandemia, y al menos 37 estados han exigido cubrirse la cara hasta cierto punto. Pero esos pedidos se están quedando cada vez más en el camino: Dakota del Norte, Montana e Iowa también han retirado los pedidos de máscaras en las últimas semanas.

Comparte esta nota