Trump asegura que EU está superando la pandemia y minimiza el brote de Covid-19 en la Casa Blanca

Trump dice que EU está superando la pandemia de Covid-19
Foto: Reuters

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, quien recientemente estuvo internado en un hospital tras contraer el coronavirus, no supo decir si se sometió a una prueba de coronavirus el día del primer debate presidencial, y luego trató de evitar cualquier responsabilidad por el evento que organizó y que llevó a un severo brote de la enfermedad entre el personal de la Casa Blanca.

Trump hizo estas declaraciones durante un foro público en Miami, transmitido por NBC, mientras que Joe Biden hace lo mismo desde Philadelphia a través de ABC. Los dos candidatos tenían programado un debate para hoy, pero el republicano rechazó formar parte cuando el comité organizador anunció que debían enfrentarse por teleconferencia.  

Te puede interesar: La Carrera Electoral: El coronavirus llega al lado demócrata de la contienda

“Mira a Kamala, ella ya tiene a gente que tiene el virus y no la culpo”, dijo el republicano. “Podría haber optado por no hablar o mantener a todos alejados, pero no creo que lo contrajimos allí”.

El presidente aseguró que “hacen muchas pruebas en la Casa Blanca” y dijo que no está en contra del uso de cubrebocas, pero luego indicó que 85% de las personas que utilizan una mascarilla ha contraído el virus, declaración que la moderadora, Savannah Guthrie, desmintió.

Trump continuó interrumpiendo a Guthrie y defendiendo sus propios puntos de vista sobre su manejo de la pandemia, y haciendo proyecciones inexactas sobre la presencia del virus en el país.

“Somos ganadores”, dijo. “Hemos hecho un trabajo increíble. Y estamos por lograrlo. Tenemos las vacunas y las terapias en camino”.

“Nuestra tasa de mortalidad es peor que la de otros países”, respondió Guthrie.

“Aquí tengo datos que le dirán exactamente lo contrario”, afirmó Trump.

También ve: En opinión de Sarukhán: Los votantes que pueden acabar con el sueño de reelección de Trump

Insistiendo en que “la cura no puede ser peor que el problema”, Trump arremetió contra los gobernadores demócratas e indicó que “no podemos dejar que las cuarentenas continúen”.

“Hemos hecho una labor increíble”, aseguró el presidente, añadiendo que “todos están trabajando duro para sacar a esta cosa del país y del mundo”.

Trump también habló del destino de la Ley de Cuidado de Salud Asequible (ACA) de 2010, un logro de la política nacional del expresidente Barack Obama, indicando que quiere reemplazarlo con “una atención médica mucho menos costosa” y mejor.

“El problema del Obamacare es que nunca va a ser grandioso, y queremos que sea grandioso”, apuntó Trump antes de asegurar que los republicanos “protegerán a las personas con enfermedades preexistentes”.

Comparte esta nota