Critican en Brasil nuevo método para registrar casos de Covid-19

fiscalia-exige-aplicar-omision-datos-covid-brasil
Foto EFE

El retraso y la falta de datos consolidados sobre la pandemia de Covid-19 en Brasil levantaron voces de protesta entre la clase política, el Poder Judicial y las asociaciones de prensa contra el nuevo método de registro de muertes y contagios implementado por el gobierno.

La Fiscalía de Brasil dio un plazo de 72 horas para que el Ministerio de Salud explique la omisión de datos consolidados sobre la pandemia, que se adoptó desde el pasado viernes y desató críticas contra el gobierno del presidente brasileño Jair Bolsonaro

El país suma la tensión que se vive en las calles en las manifestaciones a favor y en contra de Bolsonaro, a un creciente avance de la pandemia salpicado por críticas al Gobierno tras alterar y atrasar la publicación de los datos sobre el coronavirus.

Te puede interesar: Cuba afirma tener la pandemia “bajo control”; alista desconfinamiento

Después de tres días consecutivos con un récord diario de muertes, que llegó al punto más alto el jueves con mil 473, el Ejecutivo adoptó una nueva metodología para la divulgación de los datos oficiales a partir del viernes.

El Ministerio de Salud retrasó en tres horas la divulgación de los datos, que ahora son informados a las 22:00 horas (01.00 GMT del día siguiente) con el argumento de evitar “subnotificaciones” e “inconsistencias” del reporte diario de los 27 estados.

La medida fue defendida por Bolsonaro, quien llegó a decir que el telenoticiero de la red Globo, al que calificó como “TV Funeraria”, ya no tendría más “noticias” para dar.

Pero ante la medida, el canal interrumpe la transmisión de la telenovela de la noche para entrar con el flash informativo sobre el balance diario del coronavirus.

Además, las versiones impresas de los diarios también dejaron de incluir los datos del día porque la mayoría cierra edición antes del horario en el que ahora es divulgado el boletín.

Baja tensión de protestas contra Bolsonaro 

Este domingo se celebraron varias manifestaciones a favor y en contra del presidente, pero no hubo registro de incidentes graves. 

Dos horas después de que terminó la protesta antigubernamental y antirracista de Sao Paulo, un grupo de personas atacó a la policía con piedras. Además, montó barricadas en el barrio de Pinheiros, en el oeste de la ciudad. 

“Hubo un pequeño grupo que se dispersó, fueron acciones de vándalos, no de manifestantes”, aclaró Emerson Massera, portavoz de la Policía Militar de Sao Paulo.

Con información de EFE

Vídeo recomendado

Comparte esta nota